Palermo

Palermo no te va a dejar indiferente. Tu visita será más dulce si te atreves a probar sus famosos “cannoli” y las cassatas sicilianas.

La escala en el puerto de Palermo te permitirá descubrir la antigua ciudad fundada en el siglo VIII a. C. por los fenicios y su cocina de sabores refinados: ¡no te vayas sin haber probado los famosos “cannoli”! Palermo te impresionará por su variopinta belleza, heredada de la Edad Media cuando fue dominada por los árabes antes de ser conquistada por los normandos. El Palacio de los Normandos y su extraordinaria Capilla Palatina, la catedral de Palermo y la de Monreale, son joyas arquitectónicas que combinan los estilos romano, árabe, normando y bizantino. Pero también su jardín botánico y los exuberantes troncos  te dejarán un recuerdo inolvidable de la ciudad.

No puedes perderte:

• El Palacio de los Normandos

• La Capilla Palatina

• Las Catacumbas de los Capuchinos

0 Resultados
Filtrar por