Funchal

Una escala durante el crucero por el Atlántico ¡imprescindible! Embriágate en el perfume de flores, fruta, pescado y carne en el mercado dos Lavradores y después súbete al funicular hacia Monte, el pueblo aristocrático de Funchal. ¿Quieres volver al valle? Alquila un carrinho, el típico trineo de mimbre ¡y siéntete como Hemingway de vacaciones! Si te queda tiempo, una etapa obligatoria es la del Jardim Botanico y el Lour Parque, donde podrás observar graciosos loros.

Debe su nombre a las muchas plantas de hinojo que la rodean. El puerto de Funchal es la estación marítima internacional de Madeira. En la ciudad, metida entre montañas, reina un ambiente de tranquilidad. Aprovecha la parada para hacer una breve visita al jardín tropical de Monte Palace, un verdadero paraíso donde decoraciones de piedra y vegetación crean un paisaje increíble. Si quieres llegar a conocer a la gente que vive aquí o comprar recuerdos date un paseo por el mercado de la ciudad conocido como el Mercado dos Lavradores. Cuando termines puedes coger el teleférico y disfrutar de unas espectaculares vistas panorámicas sobre la ciudad.

No puedes perderte:
• El jardín tropical de Monte Palace
• El Mercado dos Lavradores
• Teleférico de Funchal