SAFARI EN BARCO PARA AVISTAR BALLENAS Y DELFINES

  • Puerto

    Dominica

  • Nivel de dificultad

    Fácil

  • Tipo

    Visita turística, Excursión a la naturaleza, Bebida incluida

  • Precio

    Adultos

    EUR69.0

  • Horas de duración

    3.5

  • Código excursión

    3488

Descripción

Una excursión emocionante e imprescindible en catamarán a lo largo de la costa occidental de la isla para avistar ballenas, cachalotes y delfines en su hábitat natural y escuchar sus sonidos inconfundibles.



Lo que vamos a ver
  • A bordo del catamarán: sesión informativa sobre la seguridad e información sobre la historia, las especies animales y su comportamiento
  • Navegación por la costa occidental
  • Escucha de los diversos sonidos de los animales con hidrófonos
  • Avistamiento de cetáceos
  • Bebida al regresar al barco


Lo que haremos
  • Tras un breve trayecto en autobús llegamos a la terminal de embarcaciones, donde subimos a bordo de un catamarán.
  • Aquí nos espera una breve sesión informativa sobre seguridad y la tripulación nos facilita también una preciosa información sobre la historia, especies animales y su comportamiento.
  • Navegamos por la costa occidental de la isla, entre 4 y 15 km de distancia de la orilla, tratando de avistar cetáceos.
  • Cada vez que la embarcación se detiene (a unas 3 millas de la costa y durante 15 minutos), se ponen los hidrófonos en el agua: gracias a estos dispositivos podemos sentir el chasquido rítmico del cachalote, el tintineo del calderón, el silbido del delfín o el canto de la ballena jorobada.
  • Mientras tanto, podemos aprender muchas cosas interesantes sobre estos animales.
  • Entre los cetáceos más comunes que podemos avistar están los cachalotes, los calderones, las horcas marinas, los delfines manchados, delfines mulares y delfines de rostro largo.

Qué hay que saber
  • La distancia mínima para acercarse a los animales es de 50 metros.
  • Como en esta zona los cetáceos paren a sus crías y el bienestar de los animales es primordial, no hay previstas actividades acuáticas.
  • A lo largo del trayecto de regreso al barco, nos sirven una bebida de fruta y un ponche de ron.
  • La probabilidad de ver cetáceos es muy elevada, pero no hay garantía absoluta de avistamiento, ya que estos animales viven en su hábitat natural.