FUNICULAR Y SENDERISMO POR EL MONTE FLØYEN

  • Puerto

    Bergen

  • Nivel de dificultad

    Difícil

  • Tipo

    Visita turística, Excursión a la naturaleza

  • Precio

    Adultos

    EUR55.0

  • Horas de duración

    4.0

  • Código excursión

    2895

Descripción

Una excursión imprescindible en funicular y a pie para admirar, desde la cima del monte Fløyen, las espectaculares vistas panorámicas de Bergen y sus alrededores, contemplando de un solo vistazo el fiordo, la ciudad y el paisaje circundante: una emocionante experiencia que deja sin aliento.



Lo que vamos a ver
  • Funicular de Fløibanen, monte Fløyen, vista panorámica de Bergen Paseo por las colinas de Fløyen, lago de Skomakerdiket, sendero de Blåmansveien Rundemansvegroad y Rundemanen


Lo que haremos
  • Comenzamos nuestra excursión desde la estación del funicular de Fløibanen (activa desde 1910). Tomamos este medio de transporte para, en aproximadamente 8 minutos, llegar a la cima del monte Fløyen (uno de los siete montes que rodean Bergen y cuyo nombre deriva de la veleta que hace siglos se colocó en su cima para indicar la fuerza y la dirección del viento a los marineros que entraban o salían del puerto situado en su base), a 320 metros de altura y con una pendiente del 26%. A lo largo del ascenso y desde el mirador situado en lo alto, podemos disfrutar de una magnífica vista panorámica de Bergen y de los alrededores. Tras la excursión en funicular, comenzamos nuestro recorrido a pie por las colinas de Fløyen, un lugar de recreo muy popular entre los habitantes de Bergen durante todo el año. Recorremos así uno de los abundantes caminos de grava, a través de un paisaje forestal con suaves colinas, hasta llegar al pequeño e idílico lago de Skomakerdiket, para después alcanzar el sendero principal de Blåmansveien. Cuanto más ascendemos, más sugerentes son las vistas: el fiordo con su multitud de islas y la ciudad de Bergen a nuestros pies. Y lejos, hacia el oeste, el mar del Norte. Después de recorrer 2,5 km, llegamos a un cruce y, si hace buen tiempo, nos dirigimos a Rundemansvegroad. Dejamos atrás los árboles para deleitarnos con la inmensa vista panorámica que se abre ante nosotros. A continuación, llegamos al punto más alto, Rundemanen, a unos 570 metros de altura, donde hacemos una pausa para descansar y disfrutar del aire fresco. Según las condiciones físicas y meteorológicas, la ruta puede alargarse o acortarse. Al terminar el recorrido, regresamos a la ciudad bajando en el funicular.

Qué hay que saber
  • Las plazas son limitadas; se recomienda reservar con antelación.
  • La excursión incluye un paseo con un desnivel de aproximadamente 230 metros sobre un recorrido total de 8 km por distintos terrenos; se recomienda llevar calzado de trekking o deportivo, y ropa cómoda (varias capas).
  • Los niños menores de 16 años deben ir acompañados de un adulto.
  • Los participantes deben llevar indumentaria adecuada a las condiciones meteorológicas, una mochila para los objetos personales y agua para hidratarse durante la ruta.
  • Para participar en esta excursión es necesario estar en buena forma física; no se recomienda la excursión a las personas que tengan dificultades para caminar, problemas cardíacos o de rodillas.
  • Dependiendo de dónde esté atracado el barco, la excursión puede incluir un traslado desde el puerto.