VISITA A LISBOA Y ACUARIO

  • Puerto

    Lisboa

  • Nivel de dificultad

    Fácil

  • Tipo

    Excursión a la naturaleza, Compras

  • Precio

    Adultos

    EUR50.0

  • Horas de duración

    4.5

  • Código excursión

    0717

Descripción

Una simpática excursión en la que podemos descubrir las dos caras de la ciudad de Lisboa: la antigua y monumental, fruto de una historia milenaria y de un glorioso pasado, y la moderna y futurista de una capital que mira al futuro.



Lo que vamos a ver
  • Lisboa: visita panorámica Barrio de la Baixa Rossio (plaza Dom Pedro IV) Parque das Nações Oceanario


Lo que haremos
  • Un recorrido panorámico en autocar nos permite contemplar algunos de los lugares más interesantes de la ciudad de Lisboa y llegar hasta la Baixa, un barrio que fue totalmente reconstruido tras el terremoto de 1755 bajo la supervisión del Marqués de Pombal. Una vez en la ciudad, nos detenemos en el Rossio, nombre popular de la plaza Dom Pedro IV, corazón de la ciudad, desde donde salen de manera radial todas las arterias principales. Disponemos de algo de tiempo libre para contemplar los elegantes edificios históricos que delimitan la plaza, así como para realizar algunas compras. De vuelta al autocar, bordeamos el río Tajo para llegar al Parque das Nações, una zona construida con el fin de albergar la Exposición Universal de 1998. Nos dejamos fascinar por la belleza del parque, con sus modernos edificios, obras maestras de algunos de los mayores representantes de la arquitectura contemporánea. Al finalizar la visita al parque, nos dirigimos al Oceanario, que alberga más de 10.000 especies animales y más de 350 especies vegetales. Una visita que fascina y divierte a mayores y pequeños, a los que además ofrece la oportunidad de aprender acerca de las características y curiosidades de los diversos ecosistemas marinos, fielmente reproducidos. No debemos perdernos la impresionante piscina central que, además de 5000 m3 de agua, contiene las diversas formas de vida que pueblan todos los océanos del Planeta. Al finalizar la visita, disponemos de algo de tiempo libre para explorar el parque en absoluta libertad, pasear a orillas del Tajo y realizar algunas compras.

Qué hay que saber
  • Las plazas son limitadas; se recomienda reservar con antelación.