GRAN EXCURSIÓN POR LANZAROTE

  • Puerto

    Lanzarote

  • Nivel de dificultad

    Fácil

  • Tipo

    Visita turística, Excursión a la naturaleza, Comida incluida

  • Precio

    Adultos

    EUR100.0

  • Horas de duración

    8.5

  • Código excursión

    0503

Descripción

El norte, con su abundante vegetación, y el sur, con su abundancia de cráteres volcánicos recortados sobre un campo de lava: una jornada para dejarse transportar por el encanto de una isla que merece la pena descubrir.



Lo que vamos a ver
  • Parque Nacional de Timanfaya Islote de Hilario Carretera de los volcanes La Geria Jameos del Agua * Mirador del Río


Lo que haremos
  • Comenzamos nuestro recorrido dirigiéndonos hacia la parte sur de Lanzarote, dominada por el Parque Nacional de Timanfaya, declarado Reserva de la Biosfera por la UNESCO en 1993, debido a su valioso patrimonio natural perfectamente conservado. Nos recibe un sugerente paisaje lunar: una extensión de lava solidificada resultado de las erupciones que se produjeron en la zona entre los siglos XVIII y XIX. Al llegar nos espera un dromedario, a lomos del cual vivimos la divertida experiencia de un breve paseo en caravana por las dunas del parque. Proseguimos nuestra visita adentrándonos en el parque hasta alcanzar el Islote de Hilario, donde la temperatura alcanza los 140 °C a tan solo 10 cm de profundidad. Aprovechamos la ocasión para asistir a algunos interesantes experimentos geotérmicos. Después tomamos la Carretera de los volcanes, un recorrido de 14 km armoniosamente inmerso en un paisaje que es una sucesión de coladas de lava petrificada y enormes cráteres, con vistas increíbles. Pasamos a continuación por la zona rural de La Geria, una singular región vinícola donde las viñas crecen en un suelo cubierto de cenizas volcánicas. Hacemos una parada en un restaurante donde alegramos el paladar con las exquisiteces de la cocina local. Dedicamos la tarde a visitar la parte norte de la isla, donde descubrimos la otra cara de Lanzarote. El norte tiene una exuberante vegetación, gracias al clima templado del que goza durante todo el año. Visitamos los fascinantes Jameos del Agua, una red de cuevas subterráneas modificadas sabiamente por el artista César Manrique con el fin de hacerlas accesibles a los visitantes; también diseñó una piscina y un auditorio "natural", dando vida a una perfecta unión entre arte y naturaleza. La mano de César Manrique se hace evidente asimismo en el *Mirador del Río, un puesto de artillería rehabilitado por el artista que ofrece unas espectaculares vistas panorámicas de las islas de La Graciosa y Montaña Clara.

Qué hay que saber
  • Las plazas son limitadas; se recomienda reservar con antelación.