LAS MARAVILLAS DE ORIENTE - DE XI'AN A PEKÍN (5 días/4 noches) - (habitación doble) 

  • Puerto

    Shanghái

  • Nivel de dificultad

    Moderado

  • Tipo

    Visita turística, Excursión a la naturaleza, Cultural, Comida incluida

  • Precio

    Adultos

    EUR2990.0

  • Horas de duración

    94

  • Código excursión

    02SZ

Descripción Nos adentramos en el corazón del imperio chino para descubrir sus tesoros más preciados: desde el excepcional ejército de Guerreros de terracota hasta la imponente Gran Muralla. ¡Una excursión fascinante en la que el encanto de la tradición oriental nos dejará boquiabiertos!

Lo que vamos a ver
Día 1
  • Vuelo de Shanghái a Xi'an
  • Cena y espectáculo Tang Dynasty Show
Día 2
  • Guerreros de terracota
  • Vuelo de Xi'an a Pekín
Día 3
  • Gran Muralla China - Paso Juyong
  • Estadio Nacional de Pekín
Día 4
  • Plaza de Tiananmén y Ciudad Prohibida (parada para hacer fotos)
  • Excursión por los hutong en rickshaw
Día 5
  • Vuelo de Pekín a Hong Kong


Lo que haremos DÍA 1
  • Dejamos el puerto de Shanghái para dirigirnos al aeropuerto, donde embarcamos en el avión que nos conducirá al corazón de la República China, a Xi'an. Xi'an, punto de inicio de la Ruta de la Seda y capital de 13 dinastías, con más de 3100 años de historia es, sin duda, una de las ciudades más importantes de China, gracias también a su posición estratégica que le permite promover los flujos culturales y económicos y a sus puntos panorámicos y tesoros artísticos que la convierten en uno de los destinos turísticos más populares del país.
  • Al llegar, nos dirigimos al elegante Sofitel Xian On Renmin Square Hotel y después de realizar el check-in nos dirigimos al Tang Dynasty Complex para ver el famoso espectáculo Tang Dynasty Show. Los trajes tradicionales, las maravillosas escenografías y la excelente música en vivo de este espectáculo tradicional chino acompañan una deliciosa cena típica cantonesa: un salto al pasado y a la cultura oriental más auténtica.
DÍA 2
  • Tras el desayuno y el check-out, empezamos nuestra excursión: nos dirigimos al mausoleo del primer emperador Qin Shi Huang, donde se encuentra los magníficos Guerreros de terracota
  • Esta increíble colección de estatuas, declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO desde 1987 y aclamada como la octava maravilla del mundo, está compuesta por miles de reproducciones de guerreros de terracota que protegen la tumba del emperador: un ejército simbólico, destinado a servir al mandatario chino incluso en el más allá. De estas estatuas han salido a la luz cerca de 100 caballos de terracota, 18 carros de madera y 8000 guerreros con armaduras y armas, cada uno de los cuales mide aproximadamente 1,36 m de altura y pesa más de 300 kg. 
  • Soldados a caballo, infantes de marina, alabarderos, arqueros y ballesteros, todos ellos esculpidos con un increíble realismo, están colocados en formación de batalla, fila por fila, y conforman un espectáculo verdaderamente impresionante.
  • Disfrutamos de un almuerzo tipo picnic y después estamos listos para dejar Xi'an: subimos a la lanzadera que nos llevará al aeropuerto para trasladarnos a Pekín. Corazón del continente asiático y de numerosas dinastías, la actual capital de China conserva el encanto de la tradición y la historia orientales, al tiempo que muestra una cara moderna y proyectada hacia el futuro.
  • Al llegar, nos dirigimos al lujoso Regent Beijing Hotel para disfrutar de un descanso bien merecido.
DÍA 3
  • Tras un delicioso desayuno, nos dirigimos a la Gran Muralla China, y en particular al Paso Juyong. Situado en el distrito de Changping, en un valle de 18 km de longitud llamado «Guangou», el Paso Juyong es uno de los tres grandes Pasos de la Gran Muralla, junto con el de Jiayuguan y el de Shanhai y permite acceder a uno de los tramos más famosos de la Gran Muralla. Construida a partir del 215 a.C. por voluntad del emperador Qin Shi Huang y con una longitud de 8852 km, la Gran Muralla fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1987, e incluida entre las Siete Maravillas del Mundo Moderno en 2007.
  • Tras la visita, nos detenemos en un restaurante típico, donde podemos saborear algunas de las especialidades locales.
  • Nos dirigimos hacia el Estadio Nacional de Beijing, que albergó las ceremonias de apertura y clausura y algunas carreras de los XXIX Juegos Olímpicos. Debido a su forma, ha sido llamado «Nido de pájaro», pero según el estudio de arquitectura Herzog & De Meuron representa mucho más: «una escultura gigantesca, un entrelazado de líneas caóticas y convergentes, una superficie porosa, una montaña que penetrar y escalar. Una plataforma pública verdaderamente capaz de estimular y legitimar la combinación».
  • Tras un merecido descanso en el hotel, ¡no podemos dejar de visitar un restaurante local para probar el famoso «pato a la pekinesa», ¡un plato verdaderamente imperdible para todo aquel que visite la ciudad de donde toma su nombre!
DÍA 4
  • Después del desayuno retomamos nuestra visita dirigiéndonos a uno de los lugares más representativos de la ciudad: la Plaza de Tiananmén, el corazón simbólico de la nación china. Con sus 440 000 metros cuadrados, la Plaza de Tiananmén es la sexta plaza pública más grande de mundo, pero lo que la hace verdaderamente peculiar es su importancia histórica: fue escenario de la proclamación de la República Popular China por parte de Mao Tse-Tung en 1949 y también de las manifestaciones masivas de la Protesta Democrática China en 1989.
  • Atravesando la Tiananmén (que significa «puerta de la Paz Celestial») que da nombre a la plaza, llegamos a la Ciudad Prohibida, donde podremos parar para tomar fotos. Este complejo está compuesto por 980 edificios divididos en 8707 habitaciones y durante casi 500 años fue el hogar de los emperadores de las dinastías Ming y Qing, además de centro ceremonial y político del gobierno chino. Junto a la Gran Muralla, desde 1987 forma parte del Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO.
  • Después de degustar un almuerzo típico en un restaurante local, realizamos un divertido recorrido de los hutongs, los célebres callejones formados por filas de siheyuan, las casas tradicionales pekinesas.
  • Regresamos al hotel para concedernos una relajante pausa antes de salir a disfrutar de nuestra última jornada en la capital china con una deliciosa cena a base de especialidades locales.
DÍA 5
  • Hemos llegado al final de nuestra etapa pekinesa, por lo que hacemos el check-out, nos trasladamos al aeropuerto y tomamos el vuelo a Hong Kong.
  • A nuestra llegada, subimos a la lanzadera que nos llevará finalmente a nuestro barco. 


Qué hay que saber
  • Las plazas son limitadas, por lo que se aconseja reservar con antelación.
  • Todas las comidas están incluidas.
  • Hay guías en lengua española disponibles en número limitado; si no hubiera ninguna disponible, la excursión será guiada en inglés.
  • Para participar en la excursión, es necesario llevar consigo el pasaporte y el visado turístico para entrar en China, exigido en el momento del embarque.
  • Se aconseja llevar calzado cómodo.
  • La excursión no es aconsejable para los pasajeros con movilidad reducida.