PALERMO Y LOS SABORES DE SICILIA: LA COMIDA CALLEJERA

  • Puerto

    Palermo

  • Nivel de dificultad

    Moderado

  • Tipo

    Gourmet Tours

  • Precio

    Adultos

    EUR55.0

  • Horas de duración

    4.5

  • Código excursión

    02GD

Descripción

Palermo forma parte del top ten de las mejores ciudades del mundo en lo que a comida callejera se refiere. Con esta excursión realizamos un auténtico viaje por los manjares callejeros de la tradición siciliana que, en cada bocado, nos permiten descubrir un capítulo de la historia local.



Lo que vamos a ver
  • Barrio de Kalsa
  • Degustación de fritura siciliana
  • Mercado de Ballarò
  • Degustación de sardinas rellenas
  • Catedral, mercado del Capo, Teatro Massimo
  • Degustación de cannoli


Lo que haremos
  • Nuestro viaje gastronómico para descubrir la «comida callejera» siciliana comienza en el barrio de Kalsa, construido durante la dominación islámica, ciudadela fortificada donde el emir y sus ministros tenían su morada.
  • Paseando por las animadas callejuelas del núcleo de población, respiramos una atmósfera oriental particular acentuada por la presencia de monumentos de estilo árabe-normando y hacemos un alto para degustar las sabrosas frituras sicilianas*: panelle, arancini y croquetas que deleitan nuestro paladar.
  • Nos adentramos en los callejones del casco antiguo hasta llegar al mercado de Ballarò, donde entre el bullicio y las frases en dialecto admiramos gran cantiad de fruta jugosa, especias y pescado fresco.
  • También aquí hacemos una pausa que deleita los sentidos. Nos acomodamos en un restaurante típico local para probar las famosas sarde a beccafico (sardinas rellenas), un plato especialmente sabroso y apetitoso, que nos lleva directos al corazón de la tradición gastronómica siciliana.
  • Nuestro itinerario continúa y podemos admirar algunos monumentos del centro: pasamos por delante de la Catedral, una fascinante mezcla de formas y estilos, cruzamos el mercado del Capo, famoso por su tamaño y el folclore que lo distingue, y admiramos el Teatro Massimo, el teatro lírico más grande de Italia.
  • Luego hacemos una última parada en la cafetería más famosa de Palermo, donde nos damos un festín gastronómico: saboreamos un cannolo, el rey de los postres tradicionales sicilianos, que representa el culmen perfecto de nuestra aventura gastronómica.

Qué hay que saber

0