DESCUBRIENDO SORRENTO A PIE

  • Puerto

    Salerno

  • Nivel de dificultad

    Moderado

  • Tipo

    Visita turística, Cultural, Compras

  • Precio

    Adultos

    EUR40.0

  • Horas de duración

    5.0

  • Código excursión

    02AN

Descripción

Nos dirigimos a descubrir una perla del Golfo de Nápoles: la espléndida Sorrento, con sus callejuelas y sus placitas que enamoran a cualquiera que tenga la fortuna de visitarlas, sin olvidarnos de un poco de tiempo para ir de compras o brindar con un chupito de limoncello.



Lo que vamos a ver
  • Paseo guiado por el centro de Sorrento
  • Plaza Tasso y Sedil Dominova
  • Catedral e Iglesia de San Francisco
  • Tiempo libre para ir de compras


Lo que haremos
  • Partiendo del puerto de Salerno, llegamos en autobús a la famosa Sorrento, la localidad más bella y famosa de la península sorrentina, una de las perlas del Golfo de Nápoles. La leyenda cuenta que en su mar habitaban las míticas sirenas que tentaron a Ulises con su canto melódico.
  • Cuando llegamos a nuestro destino, comenzamos un paseo para descubrir Sorrento, a través de sus callecitas y de los antiguos decumanos, llenos de vida gracias a las innumerables tiendas que venden mercancía de todo tipo.
  • Llegamos a la Plaza Tasso que alberga una estatua que representa al poeta sorrentino Torquato Tasso y de allí proseguimos hasta el Sedil Dominova, uno de los monumentos más característicos del centro histórico, que ha acogido durante casi cinco siglos a una parte de la aristocracia sorrentina encargada de la administración de la ciudad.
  • Después admiramos la Catedral, lugar de culto monumental construida sobre los restos de un antiguo templo griego, y la Iglesia de San Francisco con el claustro anexo y el jardín adyacente, desde donde gozamos de espléndidas vistas de la Marina Grande, el barrio de los pescadores de Sorrento.
  • Antes de volver al barco, tenemos tiempo libre a nuestra disposición, que podemos disfrutar para ir de compras, para probar el famoso licor al limón de esta tierra, el limoncello, o simplemente para disfrutar todavía un poco más del ambiente fascinante de esta localidad.