NÁPOLES: UNA CIUDAD QUE MERECE LA PENA DESCUBRIR

  • Puerto

    Nápoles

  • Nivel de dificultad

    Moderado

  • Tipo

    Cultural

  • Precio

    Adultos

    EUR45.0

  • Horas de duración

    4.0

  • Código excursión

    0211

Descripción

Una jornada entre las callejuelas de la Nápoles histórica, repleta de magia y encanto, con una parada en Posillipo para contemplar también desde la lejanía la belleza de la ciudad partenopea.



Lo que vamos a ver
  • Maschio Angioino Teatro San Carlo Galería Umberto I Plaza del Plebiscito, Palacio Real, Iglesia de San Francisco de Paula Riviera di Chiaia Posillipo Via Caracciolo


Lo que haremos
  • Salimos del puerto rumbo a una excursión que nos muestra los lugares de mayor interés de Nápoles: desde el imponente castillo conocido como Maschio Angioino, construido hace 700 años por Carlos de Anjou y que se convirtió en una lujosa residencia de reyes y virreyes, al Teatro San Carlo, uno de los más bellos de Europa, pasando por la Galería Umberto I, construida entre 1887 y 1890 con el fin de recalificar la ciudad. Atravesamos así la Plaza del Plebiscito, una de las plazas más bellas y conocidas de Nápoles. Con sus 25.000 metros cuadrados de superficie representa una de las plazas más grandes de Italia y a menudo en ella se celebran manifestaciones y eventos de grandes proporciones. Aquí podemos contemplar el estupendo Palacio Real, una de las cuatro residencias utilizadas por la casa real de los Borbones durante el periodo del Reino de las Dos Sicilias, así como la Iglesia de San Francisco de Paula, cuya fachada, precedida por una pronaos con seis columnas jónicas, nos regala una imagen espectacular. Recorremos a continuación la pintoresca Riviera di Chiaia, una calle repleta de edificios nobiliarios que conecta la Piazza della Vittoria con la Piazza della Repubblica, en el barrio conocido asimismo como Chiaia, cuyo nombre significa "playa" en catalán y que se remonta a los tiempos de dominación aragonesa. Aquí pasamos ante Villa Pignatelli para llegar a Posillipo, la colina panorámica de Nápoles. Al finalizar atravesamos la *Via Caracciolo, dedicada al almirante Francesco Caracciolo, héroe de la República Partenopea asesinado por Nelson en 1799. Esta línea costera nos deja literalmente sin aliento y, de hecho, está considerada como una de las más bellas del mundo. Antiguamente se encontraba separada del mar solamente por la playa; no obstante, actualmente pueden verse acantilados artificiales. Aquí podemos disfrutar de algo de tiempo libre antes de regresar al barco.

Qué hay que saber
  • La excursión incluye un recorrido a pie de aproximadamente 1 hora y 15 minutos.