EXCURSIÓN A LOS MANANTIALES SULFÚREOS DE WOTTEN WAVEN

  • Puerto

    Dominica

  • Nivel de dificultad

    Moderado

  • Tipo

    Excursión a la naturaleza, Relax

  • Precio

    Adultos

    EUR59.0

  • Horas de duración

    3.0

  • Código excursión

    0054

Descripción

Una excursión dedicada al relax y al bienestar del cuerpo y de la mente con la visita a los manantiales sulfurosos de agua caliente de Wotte Waven, donde nos espera un baño regenerante y purificante inmersos en la espléndida cornisa natural de la isla.



Lo que vamos a ver
  • Aldea de Laudat y Titou Gorge
  • Aldea de Wotten Waven: baño en los manantiales sulfurosos de agua caliente
  • Pequeño refresco después del baño en las aguas termales


Lo que haremos
  • Comenzamos nuestra relajante excursión dirigiéndonos hacia la aldea de Laudat, a 20 minutos de la capital, encaramada a 350 m sobre el nivel del mar y considerada la "puerta de entrada" a las bellezas naturales del interior de la isla. En Laudat, centro del ecoturismo de Dominica, confluyen y se mezclan los arroyos de agua caliente y fría de Titou Gorge (que en criollo significa "garganta pequeña"), una garganta estrecha y oscura con paredes escarpadas de roca de lava recubiertas de plantas trepadoras.
  • Aquí podemos elegir si nadar para descubrir las cascadas cristalinas, o si permanecer sentados mientras la corriente de agua caliente nos masajea mientras se mezcla con el agua fresca de la garganta.
  • Retomamos nuestra excursión dirigiéndonos hacia Wotten Waven, llamada la "aldea del bienestar por la presencia de manantiales sulfurosos**. Durante el trayecto en autobús podemos contemplar los imponentes pero tranquilos paisajes que caracterizan la isla de Dominica.
  • A nuestra llegada, descendemos a pie alrededor de 40 escalones naturales hasta llegar a las piscinas al aire libre, donde podemos darnos un baño de casi media hora en el agua caliente proveniente de un manantial subterráneo. Natural y rústico, este lugar es ideal para todos los amantes de la naturaleza.
  • Disfrutamos así de la belleza de la cornisa natural mientras nos sumergimos en el agua sulfurosa con propiedades terapéuticas, óptima solución para relajar los músculos y articulaciones y purificar el cuerpo liberándolo de las toxinas.
  • Al final de la excursión, nos servirán un pequeño refrigerio antes de volver al barco.

Qué hay que saber
  • Edad mínima: 16 años.