Italia nunca deja de sorprender ni emocionar, es suficiente con disfrutar de sus tesoros cada día con una vista nueva. Este es el espíritu que une a Francesca Galasso y Massimo Condello, que nos hablan de sus destinos preferidos y de las especialidades culinarias del itinerario de Costa Smeralda.
El Golfo dei Poeti y la farinata, Nápoles Subterránea y los tarali: el itinerario de Costa Smeralda está lleno de sorpresas.

La Spezia, las Cinque Terre y el Golfo dei Poeti

Massimo Condello no tiene ninguna duda. «Vengo de Reggio Calabria, conozco muy bien el Sur, el encanto de Messina y la belleza de Taormina, pero si tuviese que sugerir un puerto diría La Spezia. Quedé deslumbrado de la belleza de Porto Venere, de las Cinque Terre, por sus colores y la atmósfera que se respiraba. El día de la excursión resplandecía también un hermoso sol y era un placer ver las coloridas casitas y admirar el paisaje. Recuerdo también la vista sobre el Golfo dei Poeti, que inspiró a tantos artistas y escritores, a partir de Byron. La Spezia es una excelente escala para hacer una excursión a Florencia, una de mis próximas metas».

La farinata y el pesto

El viaje es un descubrimiento constante, también de sabores y tradiciones. Nuestro socio admite que nunca había probado la farinata. «No conocía este plato simple de la cocina pobre, realizado con harina de garbanzos que me conquistó. Es posible que sea banal, pero también el pesto se encuentra entre mis platos preferidos».

Para descubrir: Nápoles Subterránea, la Cartuja de San Martino y Pompeya

Por el contrario, Francesca Galasso vota por Nápoles. «La emoción que siento cuando desembarco en el centro de la ciudad no tiene comparación. Amo los destinos culturales y ricos en sugerencias. Nápoles ofrece múltiples atracciones y también encanto, con Nápoles Subterránea, la Cartuja de San Martino con sus antiguos pesebres y el Museo Nacional. Para relajarse es posible realizar un paseo por las calles de las tiendas. Y luego está Pompeya, un sitio arqueológico que siempre sorprende a la luz de sus recientes hallazgos. Los ojos con los cuales miramos las cosas siempre cambian».

Los taralli especiales

Con respecto a la variedad culinaria, dejando de lado por un momento las sfogliatelle y los babà, la apasionada crucerista elige una verdadera perla napolitana: los taralli «sugna e pepe», cuya particularidad radica en la unión del gusto dulce de las almendras con el sabor picante de la pimienta. «Y siempre me apetece acompañarlos con una cerveza helada. Durante el crucero relaciono cada lugar con una comida especial que me haya impactado».

La Italia de Costa Smeralda será aún más «buena y bella»: prepárate para vivirla con una mirada nueva.