Hay quien lo conoce por su pasado en los restaurantes con estrellas Michelin o por sus espaguetis a las gambas rojas, que lo convirtieron en finalista del Barilla Pasta World Championship en 2017. Pero para muchos de vosotros, los miembros del CostaClub, es el Chef Jefe de Costa Diadema: nos hemos reunido con él para que nos cuente qué implica cuidar cada día de los miembros del CostaClub y lograr el sabor adecuado en cada cita en la mesa.

"Mi momento preferido durante el crucero es la cena de gala: es siempre emocionante sentir el aplauso de los miembros del Club, que llega desde el corazón."

Luigi, que los días son buenos se presiente desde el desayuno. ¿Qué es lo que hace que sea especial a bordo?

¡Que se prepara en medio del mar! Además, en el Restaurante Club el ambiente es más íntimo, así que se está muy relajados, como en casa, pero en un marco único. Los miembros Perla Diamante tienen un lugar reservado aquí, pero aconsejo a todos los Socios, cualquiera que sea su nivel, probarlo al menos una vez… También recomiendo el desayuno servido en el camarote, especialmente en el balcón: es la mejor manera de “degustar” la belleza de un despertar en el mar. Naturalmente, es fundamental también la calidad: en nuestra cocina todo es fresco y cocinado al momento. Los pasteleros empiezan a amasar por la noche, de modo que al amanecer empezamos a acoger a los huéspedes con el aroma de los bollos y las tartas recién salidos del horno.

Pasando al almuerzo y la cena, sabemos que hay algunos platos especiales con los que se “mima” a los Socios…

Exacto, en el Restaurante Club el menú a la carta incluye siempre algunos extra. ¿Quieres saber cuáles son los preferidos de los miembros del Club? La pasta fresca rellena con setas de temporada y salsa a la cazadora, el filete de buey con verduras frescas cortadas muy finas y salteadas en la sartén, y los langostinos, como los de Porto Santo Spirito, en Apulia, cocinados con ciruelas, empanados y salteados.

Además de los sabores, ¿qué es lo que conquista a los miembros en su experiencia en el Restaurante Club?

Los Socios del Club se quedan fascinados con la cocina abierta, a menudo se levantan de su mesa para venir a ver cómo preparamos su plato. Así aprovechan la ocasión para pedirnos algún que otro consejo, toman fotografías y, cuando vuelven a bordo, nos cuentan que han intentado preparar las recetas en su casa. Puedo decir que “entre fogones” han nacido algunas amistades maravillosas.

¿Cuánta profesionalidad hace falta para ofrecer a bordo una experiencia gastronómica única?

Mucha, así como mucha pasión. Mi equipo y yo aceptamos cada día el desafío de satisfacer los gustos de cada huésped que se sienta a la mesa en Costa Diadema. Diría que la respuesta es positiva, visto que muchos miembros vuelven a bordo. No hace mucho intercambié impresiones con cuatro miembros alemanes en su tercer crucero, y con una pareja de italianos que regresa a bordo del Costa Diadema cada año. Me felicitaron por los platos y por el ambiente y el servicio en todos los restaurantes de a bordo, me dijeron que recibieron un trato exquisito.

¿Cuál es su momento preferido del crucero?

Hay dos. Como chef, la cena de gala: es siempre una emoción cuando el capitán me presenta a todos los huéspedes y siento el aplauso de los miembros del club, que llega desde el corazón. Fuera del servicio, el momento más esperado es cuando hablo con mi hija Angela cada noche. Imaginaos, ¡mi mujer y yo queríamos llamarla Fascinosa! Después de todo, nos conocimos a bordo…