Corfú con sus playas sorprende a quien la visita. En una sola isla se encuentran innumerables playas distintas entre sí pero con una particularidad común a todas: la tranquilidad de este pequeño rincón de Grecia, maravillosa parada de los cruceros Costa. Merece la pena descubrir estas playas porque cada una de ellas ofrece realmente algo distinto. Hay algunas muy largas, como la de Agios Stefanos o la de Vido, en las que se puede pasear durante horas y horas sin abandonar nunca la arena, y otras que solo tienen unos pocos centenares de metros, por ejemplo.

Incluso el propio mar abraza las playas de Corfú de manera distinta. Algunas poseen fondos suficientemente profundos para las embarcaciones, mientras que otras, por el contrario, son fácilmente accesibles incluso para familias con niños, como la de Halikounas o la de AvlakiCasi todas las playas están preparadas para la práctica de deportes acuáticos, e incluso algunas de ellas ofrecen la posibilidad de recibir clases con monitores.

Otra cosa que convierte en inolvidables a playas como la de Halikounas o la de Imerolias es la vegetación que las rodea. No tan solo el verdor de las plantas locales, sino también las colinas o montañas que se reflejan en el mar. Sin olvidar otras bellezas naturales, como las de la playa de Paleokastrisa, que les hechizarán con sus grutas. Y si prefieren playas más exclusivas, no dejen de visitar Paradise Beach, en la que realmente se sentirán en otro mundo, rodeados de belleza.

Conozcan nuestra lista de las playas más bellas de Corfú... ¡y empiecen ya a planificar sus próximas vacaciones!

Corfú: las playas más bellas y donde se encuentran

  • Playa de Paleokastritsa
  • Paradise Beach
  • Playa de Perama 
  • Playa de Vido
  • Playa de Barbati
  • Playa de Gilfada
  • Playa de Messonghi
  • Playa de Halikounas
  • Playa de Avlaki
  • Playa de Agios Stefanos
  • Playa de Agios Georgios
  • Playa de Kerasia
  • Playa de Liapades
  • Playa de Krouzeri
  • Playa de Imerolias

Playa de Paleokastritsa

La playa de Paleokastritsa, que se encuentra a unos 25 kilómetros de la capital Corfú, cuenta con seis bahías para contentar a todo tipo de turistas. De hecho, algunas cuentan con tumbonas y son ideales para las familias, otras son menos frecuentadas y hay alguna más exclusiva. Playa de arena y guijarros, la de Paleokastritsa se encuentra en la costa rocosa de la isla y es ideal para practicar snorkel e inmersiones gracias a su mar cristalino. ¡Disfrútenla con una excursión Costa!

 Muy emocionantes son las visitas a las grutas de Nafsika, de San Nicola y la maravillosa gruta del Ojo Azul, en la que la luz del sol penetra entre la roca granítica y parece dibujar un ojo marino en el que los peces suelen nadar, creando así un efecto inolvidable.

Paradise beach

¿Buscan una playa distinta a las habituales? En el litoral noroccidental de Corfú se encuentra Paradise Beach. Tal como indica su nombre, es encantadora, con grandes acantilados, playa de cantos rodados y aguas limpísimas, pero llegar allí no es fácil. A Paradise beach solo se puede llegar por mar, por tanto es necesario alquilar una barca o subir al barco que sale de Paleokastritsa y hace una parada en las grutas. Una excursión Costa le llevará también a este rincón del paraíso.

 La playa de Paradise Beach, al estar aislada, garantiza la máxima tranquilidad. Existe la posibilidad de alquilar tumbonas, pasear por la larga playa o visitar la gruta submarina. Allí se olvidarán de mirar el reloj.

Playa de Perama

Rodeada por verdes colinas, la playa de Perama es una de las más frecuentadas de Corfú, y sin duda merece una excursión Costa. Su punto fuerte está en el mar. Además de ser transparente, es ideal para practicar snorkel dada la abundante y variada fauna marina que alberga.

 Muy bien conectada con el centro de Corfú y con el aeropuerto, la playa de Perama, perteneciente a la región peninsular de Kanoni, está a solo diez minutos en coche de la capital. La playa, predominantemente de arena con algún tramo de guijarros, cuenta con tumbonas y sombrillas y está llena de bares y chiringuitos. Este cómodo entorno no debe preocuparles: en la playa de Perama, la tranquilidad y el relax están siempre garantizados.

Playa de Vido

Vido les permite bajar de su barco Costa y tomar el sol en una isla deshabitada. Y Vido quiere intentar reconquistar su libertad. En el pasado albergó civilización, de hecho fue una fortaleza, pero ahora solo queda un vago recuerdo de ello. Por lo demás, Vido ha recuperado hoy su belleza original y lo ha conseguido gracias a sus playas vírgenes, rodeadas por una naturaleza exuberante y una fauna sorprendente.

 En poco menos de 4 kilómetros de costa hay dos playas de cantos rodados con todos los servicios. Sombrillas, tumbonas y un chiringuito, todo organizado para ofrecer el máximo relax a los turistas con playas que afortunadamente no están nunca excesivamente concurridas.

Playa de Barbati

Relajarse a la sombra de los olivos La playa de Barbati ofrece esta posibilidad, además de un espejo de mar premiado con la bandera azul, símbolo de la limpieza de las aguas.

Muchas pequeñas bahías y una playa de arena y guijarros esperan a los turistas en una localidad que emerge en las laderas del monte Pantokratoras. ¡Durante su crucero Costa podrán disfrutar también de una vista de la montaña, además de la belleza de navegar por el mar! La zona principal de la playa está bañada por agua templada, ideal para nadar y garantiza todas las comodidades, desde tumbonas a casetas. Pero también se pueden alquilar equipos para todos los deportes, desde el windsurf a los hinchables, que son arrastrados por motos de agua. También se pueden recibir clases de inmersión.

Playa de Glifada

¿Buscan una playa perfecta para grandes y pequeños en la isla de Corfú? La encontrarán en Glifada. Mar cristalino con reflejos azules y verdes, vegetación y formaciones rocosas que llegan hasta el mar y arena dorada. ¡Y también fácilmente accesible con una excursión Costa!

 Glifada ofrece todos los servicios para el relax, como sombrillas y tumbonas, y los amantes del deporte pueden elegir desde el campo de vóley playa a los deportes acuáticos. Sus fondos marinos son muy abundantes y muy apreciados por los practicantes del snorkel. Esta playa, situada a unos quince kilómetros de la ciudad de Corfú, cuenta también con bares y restaurantes a pie de playa para quienes eligen pasar todo día en ella.

Playa de Messonghi

¿Una playa que huye de las reglas del turismo de masas? ¡Corfú tiene una! Se trata de la playa de Messonghi, a una veintena de kilómetros de la ciudad de Corfú.

 Con su arena oscura y la orilla cubierta de cantos rodados, la playa de Messonghi se asoma a un espejo de agua absolutamente transparente. Aunque sea una playa apartada, posee todos los servicios, por lo que, en opinión de muchos, sería la playa perfecta para las familias. También pueden practicarse en ella diversos deportes acuáticos y encontrar todos los equipos necesarios.

 Para quien, por el contrario, prefiere broncearse, podrá relajarse al sol disfrutando de la vista de los olivos que hay en las proximidades.

Playa de Halikounas

Arena dorada y naturaleza virgen. La playa de Halikounas se encuentra a unos veinticinco kilómetros de Corfú, pero su belleza salvaje bien merece el viaje. Primero porqué está rodeada de cedros y enebros, y ofrece por tanto un rincón de relax en medio de la vegetación. Y también porqué es una playa con dunas de arena en la que nadar es algo realmente paradisíaco. En esta playa un poco apartada se disfruta de una enorme tranquilidad.

El lago salado Korission, situado a poca distancia, atrae a innumerables aves, entre ellas espectaculares garzas blancas y otras especies protegidas, y a los niños les apasionará. La playa de Halikounas es ideal para los pequeños por sus fondos de poca profundidad que les permitirán nadar despreocupadamente.

Playa de Avlaki

La playa de Avlaki les sorprenderá por sus guijarros blancos y su mar azul. Un contraste muy intenso y encantador. Pero la playa de Avlaki se guarda otro as bajo la manga: aquí siempre sopla una ligera brisa. Esto hace que sea especialmente apropiada para los días de más calor y también para recibir clases de windsurf.

 Aunque no es especialmente conocida, cuenta con quioscos a pie de playa y es ideal para familias con niños. Siguiendo un pequeño sendero que se adentra en el bosquecillo se llega a la pequeña playa de Avlaki este, todavía más apartada y por tanto, estupenda.

Agios Stefanos

La playa de Agios Stefanos es una inmensa extensión de arena dorada. Con tanto espacio disponible, se han podido aprovisionar algunos tramos y dejar otros grandes tramos de playa libre. Al igual que en muchas otras playas de Corfú, la playa de Agios Stefanos asegura relax a quienes la visitan. Una playa tan grande alberga todos los equipos necesarios para la práctica de deportes acuáticos. Recomendada también para familias con niños, presenta un fondo que desciende lentamente, lo que ofrece máxima seguridad para los más pequeños.

Pero en Agios Stefanos se recomienda también hacer un paseo por la arena... dado su tamaño se puede hacer en horas.

Playa Agios Georgios

Al sur de Corfú se encuentra Agios Georgios, playa muy apreciada por los noctámbulos por los bares y discotecas que bordean la playa. Una playa muy larga, que de día cambia de ritmo y se convierte en un oasis de tranquilidad.

 Arena fina que se extiende hasta el mar cristalino, la playa de Agios Georgios ofrece todo tipo de comodidades y la posibilidad de practicar cualquier tipo de deporte. Desde el windsurf hasta el parasailing, existen un montón de ofertas para disfrutar de un día emocionante.

 Alrededor de la playa, muchísimos bares y trattorias esperan a quienes, además de dar un paseo por la arena, disfrutan también de un cóctel o una comida con unas vistas inolvidables.

Playa de Kerasia

La playa de Kerasia debe su nombre a los cerezos. Antiguamente atracaban allí las embarcaciones que llevaban las cerezas de Sinies, en el interior de la isla, a la ciudad de Corfú. Sus fondos profundos son perfectos para quienes llegan por mar.

 El agua de la playa de Kersia se distingue por su color verde esmeralda. Una densa vegetación, compuesta por olivos, eucaliptos, cipreses y algunos cerezos, la rodea. Un fascinante contraste con los guijarros blancos que forman el arenal: en este pequeño rincón de paraíso, equipado con tumbonas y sombrillas, solo hay un bar y un chiringuito a disposición de los visitantes, por lo que pueden relajarse rodeados de naturaleza.

Playa de Liapades

La playa de Liapades hará sentirles en un entorno único. Situada a unos 20 kilómetros al norte de Corfú, esta playa blanca está rodeada de verdes montes. El punto fuerte de este litoral es también el trayecto que debe recorrerse entre la vegetación para llegar a ella. Lo más maravilloso es que parece que estemos dentro de un cuadro. El mar transparente y turquesa está repleto de especies marinas, por lo cual es ideal para practicar snorkel.

 A pesar de no ser una playa demasiada grande y por tanto no muy concurrida por los turistas, la playa de Liapades ofrece la posibilidad de alquilar equipos para tomar el sol, además de un chiringuito para degustar algún plato típico. 

Playa de Krouzeri

Poseedora de la Bandera Azul por la limpieza de sus aguas, la playa de Krouzeri se encuentra a 25 kilómetros de la ciudad de Corfú y se distingue por su ejemplar mantenimiento del litoral, además de por los servicios que ofrece a los turistas. Excelente en todos los aspectos, aunque para llegar a ella deben recorrerse unos caminos impracticables.

Pero una vez llegados a esta playa de guijarros blancos y arena dorada, bañada por un mar cristalino, uno se da inmediatamente cuenta de que ha valido la pena. Provista de tumbonas y sombrillas, la playa está rodeada de flores y olivos , además de una exuberante vegetación, lo que la hace realmente única entre las playas de la isla de Corfú.

Playa de Imerolias

A unos treinta y cinco kilómetros de Corfú se encuentra la encantadora playa de Imerolias. Una playa de guijarros blancos que se asoma a un mar azul y cristalino. Un oasis en medio de la naturaleza con una colina verde que la protege del viento y le permite mantener sus aguas calmas y garantizar a los bañistas la máxima tranquilidad.

 A pesar de su pequeño tamaño, todo el espacio está óptimamente racionalizado y se pueden encontrar tumbonas y sombrillas. Pero las rocas que delimitan los extremos ofrecen un espacio adicional a los amantes del bronceado, además de la posibilidad de zambullirse directamente en el mar. Sus fondos poco profundos la hacen perfecta para nadar.

Pon rumbo a Corfú con Costa Cruceros

 

Las playas de Corfú son distintas entre sí e inolvidables para quien las ve por primera vez: salvajes o perfectamente organizadas, larguísimas o con solo unos centenares de metros, todas ellas bañadas por un mar maravilloso que se acerca a ellas con unos fondos siempre distintos. ¡Intenten avistarlas desde su barco Costa durante su navegación por el Mediterráneo, y visítenlas para regalarse un día de relax total!

Zarpa con Costa Cruceros