Sin duda la Isla de Capri es uno de los destinos más atractivos de Italia: no es una casualidad, en efecto, que la mayoría de los cantantes famosos, de los actores y de los artistas elijan Capri como destino para las vacaciones. De hecho, esta pequeña isla cuenta con unos puntos fuertes indiscutibles. 

Ante todo, está caracterizada por una maravillosa naturaleza y por unos paisajes que dejan sin aliento a todo el mundo. Después, la Isla de Capri cuenta con un legado histórico impresionante, ya que ha sido el destino perfecto para relajarse desde la época de los emperadores romanos. Imposible olvidarse, después, de la atmósfera de jovialidad y alegría y del célebre estilo de vida de Capri, entre comida excelente, alta costura y diversión.

En consecuencia, si estás planeando viajar a Italia sin duda no te puedes perder esta pequeña joya cerca de Nápoles: pues, no te dejes escapar la ocasión de descubrir todo sobre la extraordinaria Isla de Capri:

La Piazzetta y el estilo “Dolce Vita”

La primera etapa de una visita a la Isla de Capri sin duda es la célebre Piazzetta, es decir Plaza Umberto I, la plaza principal de la isla y la verdadera alma de Capri. Esta plaza es sin duda el lugar más animado y jovial de la isla, ya que está caracterizada por muchos bares y restaurantes: es justamente por eso que en la Piazzetta siempre hay gente.

Esta plaza, además, es el símbolo del estilo de vida italiano, conocido como estilo “Dolce Vita”: elegante, refinado, divertido y lujoso. Capri, en efecto, es el destino favorito de muchos actores, cantantes y artistas, que aman la isla y su estilo de vida.

Las callecitas de la Isla de Capri

La Isla de Capri es sin duda uno de los lugares más sugestivos y fascinantes de Italia y de Europa, ya que cuenta con unos paisajes increíbles y con unas peculiaridades inolvidables. En efecto, una de las características más distintivas de la isla son las maravillosas callecitas estrechas y peatonales del centro.

A pesar de sus pequeñas dimensiones, las calles de la Isla de Capri son muy acogedoras y, sobre todo, encantadoras, ya que están rodeadas por edificios de colores pasteles adornados con muchas flores y plantas. En consecuencia, estas pequeñas calles contribuyen a crear los paisajes típicos y distintivos de la isla.

Hacer compras en Capri

Entre las actividades favoritas de los turistas que visitan la Isla de Capri obviamente están las compras. En efecto, Capri es uno de los lugares ideales para hacer compras, gracias a la concentración de tiendas de lujo. La zona de la isla más recomendada para hacer compras en compañía de la familia, de la pareja o de los amigos es aquella entre la célebre Piazzetta y las calles Camerelle y Le Botteghe.

En esta zona, en efecto, hay muchas tiendas de lujo en donde hacer compras. Si deseas comprar algo típico puedes considerar las sandalias artesanales de Capri. Se trata, además, de una experiencia única, ya que las sandalias se arman en el momento según los deseos de los compradores.

Villa Jovis: visita a uno de los palacios romanos

La Isla de Capri ha sido habitada desde la época romana, ya que el emperador Tiberio Julio César Augusto deseaba disfrutar de un lugar tranquilo no muy lejos de Roma. En consecuencia, en la isla fueron construidos varios palacios majestuosos, que hoy en día pueden ser visitados: uno de los más considerables es Villa Jovis.

Este palacio se encuentra en la parte más alta de Monte Tiberio, un cerro de más o menos 300 metros de altura. Villa Jovis es enorme, ya que se extiende por un área de 7000 metros cuadrados, y fue construida entre el año 26 y el año 37. El palacio está dividido en varias zonas: la más interesante es sin duda la parte norte, es decir los aposentos del emperador. Sin embargo, vale la pena visitar todo el conjunto, ya que se trata de un lugar de importancia histórica incalculable.

Vista de los Faraglioni

El símbolo de Capri, como todos los turistas sabrán, son los maravillosos Faraglioni, es decir los tres grandes acantilados rocosos que se encuentran en las aguas azules de la isla. En consecuencia, vale sin duda la pena admirar estas maravillas naturales en compañía de tus seres queridos.

Por supuesto, lo más recomendable sería acercarse cuanto más posible en barco para disfrutar de este paisaje increíble. Sin embargo, es posible también admirar los Faraglioni desde la célebre terraza panorámica de Belvedere Tragara, desde los maravillosos Jardines de Augusto o desde la sugestiva playa de Marina Piccola. En estos lugares clave de la Isla de Capri, en efecto, es posible disfrutar de una excelente vista sobre el mar y los Faraglioni.

La Gruta Azul

La Gruta Azul, una de las atracciones más célebres de Capri, es una cueva marina que puede ser visitada gracias a las muchas excursiones en barco. La peculiaridad de esta cueva de 26 metros, que está caracterizada por las aperturas parcialmente sumergidas, es el color del agua en el interior de la gruta.

En efecto, las aguas de este lugar mágico parecen ser iluminadas por debajo y, en consecuencia, están caracterizadas por un increíble color azul brillante que encanta a todos los turistas. Esta característica tan distintiva se debe a otra apertura sumergida de la gruta, que permite la entrada de la luz en el interior de la cueva.

Visita al faro de Capri

Otra de las atracciones más célebres e interesantes de la Isla de Capri sin duda es el faro de Punta Carena, en el extremo suroeste de la isla. Este faro, que fue construido en el año 1866, es uno de los más valiosos del Mar Tirreno y el más importante de Italia después del faro de Génova.

En los alrededores del faro, además, hay varias terrazas en donde es posible broncearse bajo el sol y divertirse en compañía de la familia, de la pareja o de un grupo de amigos. Las aguas de esta zona, en efecto, son espectaculares. Sin embargo, son bastante profundas, razón por la cual hay que tener mucho cuidado.

Cómo llegar a la Isla de Capri

Por último, puede ser muy útil para los turistas saber cómo es posible llegar a esta isla maravillosa, caracterizada por una atmósfera de jovialidad y diversión. Pues, hay que saber que llegar a la Isla de Capri es muy sencillo y bastante rápido.

En efecto, es posible llegar a la isla gracias a los muchos ferrys y a los aliscafos, que son un poco más caros, pero más rápidos. Las conexiones con la isla son muchas, sobre todo en verano. Es posible tomar ferrys y aliscafos desde el puerto de Nápoles, desde Sorrento y, durante los meses de verano, desde Ischia, otra isla considerable de los alrededores de Nápoles.

Descubre el Mar Mediterráneo viajando con Costa

En conclusión, ha quedado muy claro el encanto de la sugestiva Isla de Capri: lugar fascinante y exclusivo, que roba el corazón de todos los turistas por sus bellezas naturales, por su legado histórico, por la gastronomía, la moda y el estilo de vida. Así que esta pequeña joya de Italia puede ser el destino ideal para unas vacaciones únicas.

Sin embargo, es imposible olvidarse de todos los otros lugares de interés que caracterizan la zona del Mar Mediterráneo y que merecen ser visitados. Ten en cuenta, pues, que Costa Cruceros puede llevarte a conocerlos todos: ¡escoge tu favorito y zarpa ya!