¡Bienvenido a Barbados! En el corazón de las Antillas Menores, se encuentra esta fantástica isla, rodeada por un lado por el Mar Caribe y por el otro por el Océano Atlántico. Es por eso que puede definirse como una gran isla (su superficie es de 430 kilómetros cuadrados) con dos caras.

A lo largo de la costa que da al Mar Caribe hay hermosas playas caracterizadas por la presencia de arena blanca y fina. Lo que hace que las playas del Caribe sean aún más especiales es la presencia de cocoteros, que dan espléndidos momentos de sombra. Aquí también tendrás momentos maravillosos y de relajación durante los paseos para descubrir las mejores playas de Barbados: las aguas del mar son espectaculares, siempre con una temperatura cálida y extremadamente transparente. Todo esto permite admirar un extraordinario arrecife de coral poblado por hermosos peces de colores.

La zona de la isla que domina el Océano Atlántico se distingue por la constante presencia de corrientes de viento que hacen que el clima sea siempre celestial. El viento también hace de esta costa un destino favorito para los surfistas. Y eso no es todo: este zona de Barbados es también el lugar ideal para quienes desean unas vacaciones más salvajes, donde se pueden descubrir paisajes de naturaleza virgen.

En resumen, la isla de Barbados, que con razón se encuentra entre las islas más bellas del Caribe, es por tanto la solución ideal para satisfacer a todo aquel que quiera pasar una estancia en paz y tranquilidad, inmerso en un paisaje natural de cuento de hadas con mucha historia por descubrir. Eso no es todo, pues en Barbados tendrás muchas oportunidades de divertirse, dejándote llevar por oportunidades verdaderamente atractivas.

Si aún no te hemos convencido, descubre con Costa Cruceros los 14 lugares más bellos de Barbados y prepárate para disfrutarlos:

Reserva Natural de Barbados (Barbados Wildlife Reserve)

La Barbados Wildlife Reserve (Reserva natural de Barbados), en la Parroquia de Saint Peter, es el destino perfecto para aquellos que quieren dar largos y relajantes paseos por un paraíso natural intacto y virgen, donde viven especies animales únicas como el mono verde. Con una de las excursiones de Costa Cruceros, podrás visitar de forma completa y segura las cuatro hectáreas de bosque que caracterizan a la reserva, y caminar por los sinuosos senderos que serpentean la reserva entre la vegetación: ¡una experiencia única!

La reserva se creó a finales de los años 80, a instancias del primatólogo canadiense Jean Baulu y su esposa Suzanne, para estudiar los monos verdes típicos de esta zona desde el siglo XVII. El parque natural se amplió posteriormente y se caracteriza ahora por la presencia de pequeños edificios construidos con roca coralina, extraída de las tierras cercanas dodne ahora se cultiva la caña de azúcar. Lo más particular son las torres, construidas durante la rebelión de los esclavos, desde las que se puede admirar un paisaje encantador: será una oportunidad única para apreciar plenamente la belleza natural del parque y, más en general, de Barbados.

Bathsheba

Bathsheba es una mix de ingredientes que hacen de este pueblo un lugar encantador. Situado a lo largo de la costa este de Barbados, el pueblo tiene unos 5000 habitantes y se ha desarrollado como un pueblo de pescadores. Puedes admirar las encantadoras pequeñas iglesias de la ciudad. Una de las más famosas es la situada en Horse Hill, la iglesia St. Joseph Parish Church,  en Horse Hill, construida en 1600, reconstruida en 1800 después de un huracán pero a día de hoy está abandonada.

En las afueras de Bathsheba se puede explorar la selva tropical totalmente intacta, que cubre un área de 340.000 metros cuadrados y es el hogar de extraordinarias especies de plantas. Igualmente impresionante es la Playa de Bathsheba, en la que se celebran anualmente competiciones de surf. No hay que perderse la vista de la gran roca que se encuentra a pocos metros de la playa.    

La Parroquia de Saint Joseph, donde se encuentra Bathsheba, es también apreciada internacionalmente por otras atracciones, como el Flower Forest Botanical Gardens (Bosque de las Flores) y la Cotton Tower Signal Station (Torre del Algodón), desde donde se puede admirar una vista panorámica del Scotland District, en la Parroquia de St. Andrew. 

Iglesia de Sharon Moravian (Sharon Moravian Church)

En el área al sur de la Parroquia de Saint Thomas, se encuentra la Sharon Moravian Church (Iglesia Morava de Sharon), construida a instancias de los misioneros a finales de 1700. Estos misioneros eran originarios de la Hermandad de Moravia, nacidos en Europa en el antiguo Protectorado de Bohemia y Moravia, que hoy forman parte de la República Checa. Los misioneros de Moravia llegaron a Barbados a mediados del siglo XVIII como parte de una misión mundial para difundir el cristianismo y proporcionar educación a los esclavos. Fueron precisamente estos religiosos los que empujaron a los esclavos a prepararse para futuras rebeliones. Hoy en día, la Iglesia Morava de Sharon todavía tiene todas las características originales de la época, que se refieren a los estilos arquitectónicos más comunes en Europa en la época de los moravos.

Cueva de Harrison (Harrison's Cave)

No hay que perderse el descubrimiento de la Cueva de Harrison (Harrison's Cave): una cueva caliza subterránea con arroyos y lagunas. La cueva, cuya temperatura interna alcanza casi los 27º C, todavía lleva agua y es muy activa ya que las estalagmitas y estalactita que caracterizan sus paredes siguen creciendo.

Este espectacular lugar ha heredado su nombre de Thomas Harrison, un conocido terrateniente de la zona que vivió en 1700. Es curioso que no hay pruebas de que el "padre" de la cueva la haya visitado alguna vez en su interior, y esto se debe ciertamente a que, en un momento dado, las entradas naturales a la cueva no eran fácilmente accesibles. 

Las cavernas internas eran bastante insidiosas, tanto que sólo en la década de 1970 fueron visitadas por primera vez. El interés en torno a la Cueva de Harrison creció en 1974 cuando el explorador danés Ole Sorensen, acompañado por los expertos locales Tony Mason y Allison Thornhill, decidió estudiarla.

A partir de ese momento, el Gobierno también comenzó a promover la Cueva como lugar de atracción y teatro natural para los espectáculos. Al mismo tiempo, se excavaron túneles y pozos para permitir a los estudiosos llevar a cabo todas las investigaciones necesarias.  A principios de los 80 la cueva se abrió al público. Es una maravilla por descubrir porque son un conjunto de cuevas de río que se extiende por más de dos kilómetros de longitud. Particularmente sugerente es la "Great Hall" que mide unos quince metros de altura.

Estación de señal de Gun Hill (Gun Hill Signal Station)

Visitando la isla de Barbados, es imposible no darse cuenta de todas  "estaciones de señales" equipadas con torres que hay en los alrededores. Estas estaciones están preparadas para avistar cualquier barco que se aproxime y se utilizaban para organizar operaciones de defensa en caso de ataques enemigos inminentes y también para contrarrestar las rebeliones de los esclavos.

Particularmente sugerente, en este sentido, es la Gun Hill Signal Station, que se puede descubrir haciendo una excursión de Costa Cruceros en la zona de la Parroquia de Saint George. La zona en la que se encuentra es un excelente punto de vista que ofrece una vista impresionante de toda la isla. A primera vista, te sorprenderán las maravillosas áreas verdes y jardines, embellecidos con especies de plantas coloridas típicas de las zonas tropicales. Gun Hill Signal Station también albergan una colección de recuerdos militares y un pequeño restaurante característico. Afuera se encuentra una hermosa estatua de piedra de un león. 

Todas estas características hacen de esta zona sea una de las más encantadoras y fascinantes de Barbados: además de poder ver los principales pueblos y ciudades de Barbados, será posible admirar, en el horizonte, los cruceros y otros bonitos barcos. Para llegar a ella hay que caminar por un sendero sinuoso, muy romántico porque se caracteriza por la presencia de farolas históricas y bancos. También hay puntos desde los que se puede admirar el fantástico panorama.

Parque Nacional de Farley Hill (Farley Hill National Park)

El Parque Nacional de Farley Hill (Farley Hill National Park), que puede visitarse con una de las excursiones de Costa Cruceros, es un escenario extremadamente lleno de sorpresas. En este encantador rincón de Barbados destaca una antigua casa, ahora en ruinas, que se asoma entre caobas y palmeras, en la cima de una suave colina, Farley Hill, con vistas a la costa atlántica.

Este es el lugar ideal para organizar picnics, hacer excursiones en una naturaleza virgen y despreocupada, disfrutar de la sombra de los árboles de caoba o, más simplemente, del mar azul turquesa. No es de extrañar que muchas parejas elijan este paraíso de la naturaleza como uno de los lugares que visitar durante su luna de miel. Farley Hill fue declarado oficialmente parque nacional por la Reina Isabel II en 1966, cuando la isla de Barbados obtuvo su independencia, y puede ser visitado como tal.

Bahía de Carlisle (Carlisle Bay)

Aquellos que han visitado la playa de la Bahía de Carlisle (Carlisle Bay), frente a la capital de Barbados, Bridgetown, han quedado asombrados por su belleza. 

En la playa de la Bahía de Carlisle, también se puede almorzar en la arena, nadar entre las tortugas, bucear y admirar montones de peces multicolores. Se recomienda pasar un día entero en esta bahía para regenerarse completamente, viviendo la atmósfera única que las islas de Barbados pueden ofrecer.

La Bahía de Carlisle ofrece un ambiente tropical, con un sabor "pirata" y características típicas del Caribe, como el Pirate’s Cove Beach Bar & Grill: es un lugar perfecto para disfrutar de la playa y el mar, para dejarse mimar por una deliciosa cocina y para organizar atractivas fiestas. Mucha gente lo considera un auténtico oasis de relajación.

Bridgetown: la capital de Barbados

Descubrir la capital de Barbados, Bridgetown, es posible con las excursiones de Costa Cruceros. En particular, es aconsejable participar en el tour panorámico que permite visitar la ciudad en su totalidad, captando las características más significativas. No es de extrañar que la ciudad haya sido declarada por la UNESCO como Patrimonio de la Humanidad. En el corazón del centro viven unas 6000 mil personas, pero en toda la zona metropolitana que rodea Bridgetown los habitantes se convierten en más de 110.000.

Con vistas al Mar Caribe, a lo largo de la costa sudoeste de Barbados, Bridgetown fue conocida en su día como "Indian Bridge": esto se debe a que los indios americanos habían construido un puente característico sobre el canal que separa las dos zonas de la ciudad. Más tarde la capital fue renombrada como la "Ciudad de San Miguel" hasta la elección del nombre que lleva hoy en día y que significa la "Ciudad de los Puentes". De hecho, ahora hay muchas infraestructuras que hacen que el Canal de Careenage sea transitable.

El Puente Chamberlain es sin duda el puente más conocido por los turistas y viajeros. Inaugurado a finales del siglo XIX, se hizo famoso porque se caracterizaba por una estructura giratoria que podía ser operada a mano. La estructura original fue recientemente reemplazada por un puente más moderno y seguro.

Otro punto de interés es el ya mencionado Canal de Careenage, el canal que divide en dos Bridgetown. En un tiempo fue utilizado principalmente por los pescadores, mientras que hoy en día ha adquirido un valor puramente turístico, acogiendo excursiones de los visitantes. Su función de defensa contra la fuerza del océano permanece inalterada.

Por último, se recomienda una parada en los Edificios del Parlamento pero también en la Plaza de los Héroes Nacionales, conocida en su día por el nombre, de fuerte inspiración británica, de Trafalgar square: el fuerte vínculo con el Reino Unido también es evidente en la estatua colocada en la plaza que rinde homenaje al almirante británico Horatio Nelson

Edificios del Parlamento (Parliament Buildings) - Bridgetown

Entre los lugares a descubrir en Bridgetown con las excursiones de Costa Cruceros están los Edificios del Parlamento (Parliament Buildings): es un edificio cargado de historia, cuyos orígenes se remontan a finales de 1800. En su interior se encuentra la galería dedicada a los héroes nacionales del país. La estructura consta de dos edificios, caracterizados por un estilo neogótico y que recuerda a la época victoriana. 

El complejo parlamentario está situado a lo largo de la costa norte del Río Constitución (Constitution River), en el centro de la capital de Barbados, Bridgetown. Los edificios del Parlamento están considerados como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, como parte del reconocimiento de Patrimonio de la Humanidad otorgado al casco antiguo de Bridgetown y el Área histórica de la Guarnición.

Plaza de los Héroes Nacionales (National Heroes Square) - Bridgetown

La plaza principal de Bridgetown, que ahora lleva el nombre de Plaza de los Héroes Nacionales es una parada habitual en las excursiones de Costa Cruceros, y es uno de los símbolos del largo vínculo del Reino Unido con Barbados. De hecho, la plaza se llamaba antiguamente Trafalgar Square, como la de Londres. 

Situado en el corazón de la capital, tomó su nombre actual en 1999 para rendir homenaje a los héroes de Barbados.  Diez años más tarde se intentó, sin éxito, cambiar de nuevo el nombre con el gobierno de David Thompson, quien, debido a la proximidad del Parlamento: pretendía llamarla Plaza del Parlamento y transformarla arquitectónicamente.

Actualmente alberga una estatua de bronce del almirante británico Horatio Nelson, construida a principios del siglo XIX para celebrar la victoria de la marina británica en la Batalla de Trafalgar. La escultura sigue siendo un hito, incluso geográfico, tanto que, desde la época colonial, la estatua del almirante se consideraba el kilómetro cero.

Plaza de la Independencia (Independence Square) - Bridgetown

La Plaza de la Independencia (Independence Square), además de evocar los momentos más significativos de la historia de Barbados, es una pequeña obra maestra de la arquitectura, que merece ser descubierta participando en una de las excursiones de Costa Cruceros. 

La plaza logra dar sus mayores emociones en noviembre, durante las celebraciones previstas para conmemorar la independencia de las Islas Barbados: en ese momento, de hecho, la plaza está iluminada con los colores de la bandera nacional. Un mes más tarde, durante las vacaciones de Navidad, se crea una atmósfera única gracias a los árboles de Navidad que se colocan alrededor de la plaza. ¡Un verdadero espectáculo!

Situada en el centro de Bridgetown, la plaza se muestra en toda su belleza en el paseo marítimo: es, sin duda, un lugar especial para sumergirse en la historia de  Barbados y relajarse, dejándose llevar por los sonidos, los olores y los colores de la capital. Igual de impresionante es el paseo de madera cerca de la costa: deberías probar a sentarte en los bancos que dan al paseo marítimo y te permiten ver el centro histórico de Bridgetown.

Igual de característicos son los vendedores que se detienen en la plaza y ofrecen artesanía local, especialidades culinarias y pequeños artilugios.  Una parada en el Arco de la Independencia (Independence Arch) también es obligatoria, mientras camina por el Puente Chamberlain

Mount Standfast (Alleynes Bay)

Las Islas  Barbados son historia, encanto y, por supuesto, relajación. No faltan lugares para disfrutar de la máxima tranquilidad, empezando por Mount Standfast, en la Parroquia de Saint James, en el oeste del país. Su costa, situada frente a la Alleynes Bay, son un paisaje típico del Caribe, gracias a la presencia de playas de arenas ligeras y finas, palmeras y arbustos en flor.

Las horas de descanso y ligereza bajo el sol o los paseos por el paseo marítimo pueden combinarse con numerosas actividades de entretenimiento. En la zona, de hecho, hay muchos servicios. Igualmente numerosas, y agradables, son las oportunidades de restauración: degustar las delicias locales, cocinadas con cuidado y atención por los restauradores locales, será la mejor manera de hacer esta experiencia aún más única.

Speightstown

Se recomienda visitar la costa noroeste, con una parada en Speightstown, uno de los centros turísticos más famosos y apreciados de Barbados, también por su rica y emocionante historia. La ciudad debe su encanto principalmente a sus características arquitectónicas. En particular, se alternan edificios históricos, que datan aproximadamente de la época de los primeros asentamientos en la isla, con edificios más modernos, lo que demuestra que Barbados es un estado en constante desarrollo.

Speightstown está experimentando un segundo renacimiento, que se expresa en un marcado dinamismo y una vivacidad contagiosa. Sin embargo, la ciudad sigue mostrando los elementos típicos de una antigua colonia. Un rasgo distintivo de la ciudad son también los vendedores que se reúnen a lo largo de las avenidas del centro, que ofrecen a sus clientes fruta y verdura fresca. También hay pescadores con pescado recién capturado. La ciudad ofrece muchas oportunidades para la relajación. Entre ellas se encuentran sin duda las hermosas playas que nunca están llenas de gente, lo que hace de este rincón de Barbados una verdadera joya.

Cherry Tree Hill

Una visita a Cherry Tree Hill, en la Parroquia de Saint Andrew, es una experiencia extraordinaria. Cherry Tree Hill alcanza una altura de unos 260 metros sobre el nivel del mar, lo suficiente para ver una excelente vista del Scotland District. Según la tradición más extendida, esta colina habría heredado su nombre de la gran cantidad de cerezos que una vez se encontraban en esta zona. Hoy el paisaje ha cambiado y la carretera principal está flanqueada por árboles de caoba, que dan paso a la caña de azúcar en la zona baja.

La residencia histórica en la cima de la colina, St. Nicholas Abbey, donde se destila un excelente ron, es particularmente sugerente. Merece la pena descubrir este edificio para admirar los hermosos jardines y, por supuesto, la destilería: Rum. St. Nicholas Abbey.

 

Descubre la belleza de Barbados con Costa Cruceros 

Color, folclore, relax: Barbados te permitirá soñar y conocer un paraíso de mil colores. Todo lo que tienes que hacer es no desaprovechar esta oportunidad y planear tus próximas vacaciones con Costa Cruceros.

¡Zarpa con Costa Cruceros!