Para su menú, el chef Bruno Barbieri ha creado un segundo plato imperdible que tiene como protagonista el solomillo de ternera, combinado con un pastel de berenjenas y stracciatella de leche.

"Un plato de carne que combina el sabor del solomillo, el de la stracciatella y el de las berenjenas creando una armonía perfecta."

Ingredientes para 4 personas: 4 solomillos de ternera de 150 g cada uno, 4 berenjenas, 400 g de salsa de tomate, 8 cucharadas de queso parmesano rallado, 50 g de mozzarella, 1 ramillete de albahaca, orégano, aceite de semillas de girasol, harina.

Para la salsa: 4 patatas, 4 cebollas pequeñas, caldo vegetal, albahaca, aceite de oliva virgen extra, sal, pimienta.

Para la decoración: 4 cucharaditas de stracciatella de leche

Procedimiento: Dorar en una cazuela, en aceite de oliva virgen extra, la cebolla triturada, añadir las patatas cortadas a dados, cubrir con el caldo y cocer. Cuando la superficie de las patatas empieza a romperse, la salsa está lista. Dejar enfriar y añadir la albahaca, triturar todo hasta obtener una salsa muy verde, rectificar de sal y pimienta, filtrar y conservar.

Cortar las berenjenas en rodajas muy finas, salarlas y colocarlas en un colador durante un par de horas para que pierdan el agua. Rebozar con un poco de harina las berenjenas y sofreírlas en abundante aceite de semillas de girasol. Dejarlas enfriar tras la cocción. Preparar en una bandeja para horno, untada con mantequilla, el pastel de berenjenas, uniendo (como si se tratara de una lasaña) una primera capa de berenjenas, luego la salsa de tomate, el queso parmesano, algunos pedazos de mozzarella, las hojas de albahaca y el orégano. Superponer las rodajas de berenjenas y repetir la operación para otra capa. Cerrar con una tercera capa de rodajas de berenjena. Colocar en el horno a 180 grados durante 5 minutos hasta que el pastel no esté gratinado.

Mientras tanto dorar en la sartén el solomillo durante 4-5 minutos por cada lado, luego terminar la cocción en el horno a 200 grados durante 5 minutos.

Presentación: Colocar el pastel de berenjenas en el centro del plato, añadir luego el solomillo de ternera cortado en rodajas y decorar con la salsa de albahaca y con algunas gotas de stracciatella de leche.

¡Hasta pronto con el Chef Barbieri!