Para el menú de gala, el chef Bruno Barbieri también ha pensado en el plato principal de la cena. El gran chef ha querido satisfacer a todos los huéspedes, tanto a los que adoran los sabores fuertes como a quienes suelen elegir especialidades más delicadas y prefieren el pescado a la carne.

"«He pensado también en el plato principal, el plato fuerte del menú»."

Entre los platos de carne del menú de gala, el chef ha querido rendir un homenaje a la tradición campesina con la propuesta de una carne de corral, la gallina de Guinea, enriquecida con un picadillo de berenjenas a la menta y una espuma de habas, ingredientes que evocan los aromas de Apulia. En cambio, quienes prefieran un segundo plato más ligero apreciarán el rodaballo, un pescado de sabor suave, acompañado de verduras en vinagre y de un aceite aromatizado con alcaparras que evoca Sicilia y sus extraordinarios productos. Son platos que hablan de la tradición italiana y mediterránea, reinterpretados por un gran chef para convertir un momento único como el de la cena de gala a bordo de los barcos Costa Cruceros en una experiencia especial y memorable.